Girona

Historia con colores

Girona

Girona es la capital de la provincia homónima y de la comarca del Gironés, en la comunidad autónoma de Cataluña. Es una de las ciudades más populares de Cataluña por su riqueza cultural y gastronómica. Está atravesada por cuatro ríos: el Ter, Güell, Galligants y Oñar.

Historia

La historia de la ciudad se remonta a los asentamientos de los íberos de la tribu de los indigetes en los poblados que rodean y cierran el Llano de Girona. Aproximadamente en el año 77 a.C Pompeyo construyó un oppidum sobre la Vía Heráclea donde los ocupantes romanos fundaron la originaria Girona, denominada Geruna.

La ciudad histórica de Girona permite seguir más de 2000 años de historia a partir de dos recintos fortificados: la Força Vella (fundación romana) y el Ensanche Medieval (ampliación de las murallas durante los siglos XIV i XV). Girona conserva numerosos monumentos que hoy en día se conversan y son riquezas artísticas notables.

Lugares de interés

La Catedral de Girona, construida entre los siglos Xi y XVIII mezcla tres estilos arquitectónicos sucesivos: románico, gótico y barroco.

Barri Vell (Casco antiguo) es el corazón de la primigenia ciudad romana de Gerunda. Destacan sus inmensos lienzos de muralla además de otras construcciones civiles como la casa de l’Ardiaca y el Palacio Episcopal. El casco antiguo también cuenta con construcciones religiosas como el románico monasterio de San Pedro de Galligants, la capilla de San Nicolás o la Basílica de San Felix. En la Plaza de la Catedral se halla la Casa Pastors, un edificio renacentista.

Las casas del Oñar son algunas de las casas colgadas sobre el río Oñar. Son casas pintorescas con las fachadas fluviales pintadas siguiendo la paleta cromática. La más importante es la Casa Masó porque es la casa natal del arquitecto gerundense Rafael Masó i Valentí.

La judería situada dentro delos callejones medievales. También llamada El Call jueu, donde vivió hasta finales del siglo XV una reducida comunidad de judíos.

Baños árabes, situados al final del Paseo Arqueológico y caracterizados por su interna cúpula superior. Son una construcción cristiana de estilo románico.

La Rambla de la Libertad es la antigua espina dorsal del pueblo medieval de Girona y es el espacio público más concurrido y emblemático de la ciudad. Su construcción data de 1885.

La Plaza de la Independencia, hace referencia a la Guerra de la Independencia Española. Es una de las plazas más conocidas y transitadas de Girona. Tiene un aire de los ochenta y está rodeada de edificios neoclásicos.

Los puentes sobre el río Oñar fueron construidos para unir las dos partes de la ciudad que se hallaban separadas por el río Oñar. Unía el Barrio viejo y el barrio el Mercadal.  Están el Puente de Piedra, el Puente de Hierro, el Puente de Gómez y el Puente de Sant Feliu.

Fiestas

La fiesta más popular de Girona son las ferias y fiestas de San Narciso (29 de octubre), patrono de la ciudad. El día de San Narciso se celebra la misa mayor dedicada al santo en la iglesia de San Félix de Girona.

Otra fiesta es el Tiempo de Flores, que se celebra la tercera semana de mayo. Esta fiesta se empezó a celebrar en 1955 y se trata de una exposición de flores en la iglesia de Santo Domingo de Girona.

Por último, está la Semana Santa. Durante Semana Santa se hacen varias procesiones muy detalladas. Cuenta con manaies y los cofrades. Se hacen varias representaciones en la calle.